Muchos de nosotros lamentamos que los políticos no se ponen de acuerdo. Que se atacan unos a otros, en lugar de buscar coincidencias que permitan construir un país mejor. Pero este es un problema mucho más profundo: es un reflejo de nuestra sociedad.

¿Por Qué Los Políticos No Se Ponen de Acuerdo?

No cabe duda que la política genera discusiones apasionadas y es precisamente esta pasión la que genera una tendencia natural del ser humano de encontrar “lo malo” en el otro. Hace un par de días estuve en una discusión donde se me atacó y tachó de muchas cosas, simplemente porque intenté poner en contexto muchas de las críticas que se le estaban haciendo a un candidato, en mi opinión sin sustento.

Esta reacción de ponerme calificativos, en lugar de buscar escuchar y entender lo que yo trataba de decir para entonces argumentar en contra, es lo mismo que sucede en la política y la razón principal por la cual los políticos no se ponen de acuerdo.

No escuchamos a una persona porque “es un intolerante”, porque “es de derecha” o “es de izquierda”. Es decir: cuando alguien no piensa como nosotros, la forma más fácil de disentir es simplemente hacerlo a un lado o ponerle un calificativo. Eso pasa en las empresas, con los amigos, y también en la política. Porque así somos, así nos han educado: no sabemos escuchar.

Y es por eso que los políticos no se ponen de acuerdo. Y también por eso algunos tienen que manifestarse en las calles: porque es la única forma en que pueden ser escuchados.

El Crecimiento Social

Sin embargo, no debemos olvidar que lo que añade valor a la sociedad, a una empresa o individuo, es precisamente el debate. Los grandes cambios en la historia de la humanidad, o los grandes inventos, se han dado gracias a personas que piensan diferente y que de alguna u otra manera, han sabido escuchar para después ser escuchadas.

Uno de mis libros favoritos de Management, La Quinta Disciplina

 de Peter Senge, habla precisamente de cómo se forman las grandes ogranizaciones: las organizaciones de aprendizaje. Y menciona como característica fundamental la sinergia entre distintas visiones para lograr una común.

La próxima vez que pensemos que los problemas del país se dan porque los políticos no se ponen de acuerdo, pensemos en qué hacemos nosotros para ponernos de acuerdo con las personas que piensan diferente. Y cómo podemos aprender de ellas para construir algo mejor.

¿Qué opinas? ¿Por Qué Los Políticos No Se Ponen de Acuerdo?