En el post anterior hablé acerca de nuestros problemas financieros, y sus causas. Es muy importante que lo leas antes de seguir (puedes hacerlo aquí), para dar contexto a lo que comentaré a continuación.

¿Cómo Resolver tus Problemas Financieros?

El punto de partida es precisamente lo que mencioné al final del post anterior: tenemos que aprender a tomar responsabilidad acerca de nuestros problemas financieros. Debemos dejar de buscar culpables, para darnos cuenta de que casi siempre son resultado de nuestras propias decisiones.

Pero aún cuando sepamos que frecuentemente tomamos decisiones equivocadas, cambiar y decidir mejor no es sencillo. Tenemos hábitos formados, estamos en una zona de confort de la cual es difícil salir. Por eso tenemos que buscar formas que nos impidan tomar esas malas decisiones, que nos generan problemas financieros. En un inicio, mientras menos decisiones tomemos mejor estaremos.

Es más fácil ilustrarlo con algunos ejemplos:

  • En lugar de decidir “gastar menos”, podemos simplemente no cargar con nosotros las tarjetas de crédito, y dejar en nuestro banco un saldo apenas pequeño para alguna emergencia o para gastos planificados. De esta manera no podremos hacer compras de impulso.
  • Si intentamos ahorrar una parte de nuestros ingresos, programemos una transferencia automática que se ejecute cada vez que nos pagan. No todos los bancos lo ofrecen, pero en entidades como CetesDirecto, Scotiabank o Allianz Fóndika existen opciones automáticas de ahorro.

Entonces, en lugar de tratar de tomar mejores decisiones, tratemos de tomar menos decisiones. Porque al decidir, por lo menos en un principio, lo más probable es que volvamos a los viejos hábitos. Se trata de dejar nuestras malas decisiones – aquellas que nos causan problemas financieros – fuera de nuestro alcance.

Encontrar la Causa de tus Problemas Financieros

A veces encontrar esa causa no es fácil y requiere mucho tiempo de análisis y reflexión. Por eso es importante que busquemos ayuda profesional. Dependiendo de la complejidad del problema, se puede requerir apoyo psicológico. 

Una gran alternativa de apoyo especializado que puede abordar tu situación desde diferentes perspectivas pueden ser las sesiones de terapia financiera que ofrece Isela Muñoz de El Peso Nuestro, el programa de Coaching Financiero de Karla Bayly o bien los programas de Asesoría y Coaching en Finanzas Personales que yo también ofrezco.

Desde luego los buenos amigos, y la pareja, pueden ser de mucha utilidad también. Cuando uno habla con alguien de confianza y admite el problema, esa persona muchas veces puede convertirse en una guía, en alguien que nos acompañará en nuestro camino y ante quien podemos rendirle cuentas de lo que hacemos. Es fácil mentirnos a nosotros mismos, pero no es tan fácil mentirle a otros, porque esa persona sabe nuestro problema y podrá leer entre líneas.

Tus Valores, Objetivos y Problemas Financieros

Detrás de nuestros problemas financieros muchas veces hay algo que nos está faltando, o algo que anhelamos. Nuestro comportamiento muchas veces tapa esas carencias emocionales. Por ello, tenemos que tener muy claro qué es aquello que en realidad queremos. ¿Qué es lo que más nos importa en la vida?

Como comenté en este post, ser fiel a nuestro objetivo es quizá la lección más grande que podemos aprender. Y puede ser la clave para resolver nuestros problemas financieros.

Mini-Curso Gratis

Los seis pasos para alcanzar tu libertad financiera

Suscríbete gratis y recibe en tu correo el mini-curso "Los seis pasos para alcanzar tu libertad financiera"

100% libre de SPAM. Cancela cuando quieras. Powered by ConvertKit